Lo que un niño DEBE tener

3
226
views
niño apoyado en su padre lo que un niño debe tener

Un niño DEBE tener:

  • un corazón abierto que le ame incondicionalmente, no que le juzgue
  • unos oídos atentos que le escuchen activamente, no que finjan escuchar
  • unos ojos que le cuiden, con calma y vigilia, en los que encontrar compasión y amor
  • unos brazos que le contengan cuando sienta miedo o ira, o simplemente necesidad de cobijo
  • un regazo sobre el que apoyarse para leer un cuento o en el cual refugiarse
  • un brazo amigo que le ayude a levantarse, y esté siempre disponible
  • una mano que le sirva de apoyo y de guía durante la vida, no que le allane el camino
  • un hombro sobre el cual descansar y llorar si fuese necesario
  • una mente activa y abierta, dispuesta a responder a sus dudas o al menos a guiarle en la consecución de las respuestas. 
  • un espacio seguro y estimulante en el que jugar
  • un compañero de juegos, sin importar la edad
  • unos labios dispuestos a pronunciar palabras amables y respetuosas, que sirvan de guía y de límites con amor.
  • un espacio seguro en el que aprender
  • unas personas que sirvan de ejemplo a seguir
  • una madre, un padre y una tribu a la que pertenecer

En resumen, lo que realmente DEBE tener un niño, son unos padres que no sólo le digan que lo mucho que lo aman, sino que con su parentalidad activa y responsable, se lo demuestren a diario.

 

(Escribo estas líneas inspirada en un titular de un conocido medio de comunicación español, que versaba: «A que edad DEBEN tener móvil los niños»…  partiendo de la base que la tenencia de un aparato móvil no es un deber de ningún ser humano, mucho menos de un niño, me ha parecido un titular de manual… pero, eso será tema de otro post. El tema de hoy es reflexionar sobre el hecho de que la vida no va de DEBER tener COSAS… y nuestros niños sí que lo tienen claro. )

¿Me ayudarías a completar la lista?
firma de catalina de mamatambiensabe
(Foto: David Straight – unplash )
Artículo anterior2017 El Año de los Agradecimientos
Artículo siguienteMamá ¿me compras el Call of Duty? Entendiendo las clasificaciones de los videojuegos
Soy Catalina Echeverry, madre, licenciada en Marketing y Publicidad, Coach, Facilitadora de Disciplina Positiva, Consultora DISC de Comportamiento Humano y ciudadana del mundo. La maternidad no sólo me cambio la forma de ver la vida, sino que me abrió el camino para el cambio continuo. Cada día aprendo algo nuevo, y eso me hace sentirme viva. Soy conferencista, cibercooperante del INCIBE y actualmente trabajo como Consultora de Formación en Habilidades Directivas, un profesión que me ha permitido cerrar mi círculo del propósito en la vida.
Compartir

3 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

cuatro × 4 =